Canto número cuarenta y dos del cancionero religioso, pero con dos estrofas más de las que aparece dicho cancionero.

La versión nos recuerda a las celebraciones de los domingos a las 11:30.

Anuncios