El periódico del Vaticano, L’Osservatore Romano, ha calificado la tercera parte de “Toy Story” como “obra maestra” por su creatividad, su técnica de animación y su calidad.

Anuncios