Mons. Carlos Osoro Sierra

El Arzobispo de Valencia (España), Mons. Carlos Osoro, afirmó el pasado domingo 26 de junio que “no podemos seguir comulgando y permanecer egoístas o indiferentes, violentos o intolerantes”, sino que hay que “tomar conciencia de que comulgar la carne de Cristo nos lleva a ser generosos, pacientes, comprensivos y comprometidos”, en especial, “con los que más sufren”.

Durante la homilía en la Misa dominical en la Catedral de Valencia con motivo de la solemnidad del Corpus Christi, el Prelado ha insistido en que “al participar en el Eucaristía, nos llenamos de la vida de Jesús Resucitado y necesitamos hacer partícipe de esta vida a nuestros hermanos y hermanas”, según ha informado el Arzobispado en un comunicado.

Además, el Arzobispo ha alertado sobre el momento que está viviendo la sociedad, en España y en Europa, “donde existe una necesidad mayor de vincularnos en el misterio de la Eucaristía”, para “permanecer al lado de los que más sufren, entregarnos y servirles”.

A este respecto, el Prelado ha recordado la celebración del Día de la Caridad y ha expresado su agradecimiento “de manera especial a todos los voluntarios de Cáritas”.

Así, ha alentado a los ciudadanos a estar disponibles para “todos los que sufren el drama del hambre, la soledad de los ancianos, la angustia del desempleo y las adversidades que afrontan los inmigrantes”, así como para “tantas personas que necesitan nuestro apoyo, servicio y solidaridad”.

Por otra parte, Mons. Osoro ha mostrado su agradecimiento a todas las personas que colaboran en las manifestaciones que existen en Valencia en torno a la fiesta del Corpus Christi, especialmente, a la asociación Amics del Corpus.

(Fuente: ACI/Europa Press)